¿Cómo escribir contenidos SEO para posicionar rápidamente?



La presencia en Internet se mide principalmente por los resultados de una búsqueda, ya sea en los buscadores web tradicionales, como Google o Bing, o ya sea en las redes sociales, como Facebook, YouTube o Twitter, entre otras. Para ello, debemos crear una estructura de contenido acorde a las necesidades de las personas que buscan información sobre ciertos temas específicos, dónde quedan enmarcados nuestros productos o servicios. La redacción de contenidos SEO es un arte, y como tal, se aprende con la práctica, la observación de resultados y una optimización constante. El camino hacia la creación de artículos optimizados para SEO que ayude a nuestras páginas web a posicionarse mejor, y más rápido, es el siguiente.

escribir textos seo para posicionamiento en buscadores

Contenidos originales

Es clave que el contenido creado, en cualquiera de sus formatos (videos, textos, infografías, etc) sea original. La técnica de cortar-pegar ya no va más. Por supuesto, muchas veces debemos recopilar información de varias fuentes, para luego, crear contenidos nuevos a partir de la información obtenida.

Una buena selección de palabras clave

No hace falta conocimiento técnico, simplemente, debemos orientar cada pieza de contenido hacia una temática única. Por ejemplo, si escribimos acerca de “vacaciones en el mar”, conocer cuáles son las palabras clave más utilizadas alrededor de ese tema, utilizando herramientas como Google Keyword Planner o SemRush, las búsquedas relacionadas que nos entrega el buscador, y el sentido común de nuestro conocimiento del nicho. Utilizar todos los sinónimos y términos relacionados que se nos ocurran, ya que en la actualidad, los buscadores son lo demasiado inteligentes para darse cuenta de ello, lo que se llama texto semántico. Es importante no mezclar temáticas. Siguiendo el ejemplo, si redactamos un contenido SEO para “vacaciones en el mar”, no mezclar con la temática de “vacaciones en la montaña”, dejar eso para otra pieza de contenido.

Hacer foco en los intereses del usuario

Relacionado con el punto anterior. Conocer lo mejor posible las necesidades de información que las personas tienen sobre los temas que escribimos. Si nuestro sitio web ofrece información sobre los productos o servicios que prestamos, reconocer qué tipo de necesidades se presentan a nuestro público objetivo alrededor de ellos. Nuestro objetivo es crear contenidos SEO que sirvan como enganche para atraer a los usuarios, resolver sus inquietudes, y brindar nuestra solución, de una forma natural, y no invasiva.

Al momento de redactar contenidos optimizados para buscadores, no sólo nos debemos enfocar en tener en cuenta lo que posiblemente escriba el usuario (palabras clave), además, comprender cuál es su intención detrás de una determinada búsqueda. Los algoritmos de los buscadores, como Google, evolucionan constantemente para entender mejor las intenciones de una búsqueda, ya no se concentran sólo en devolver coincidencias exactas a una palabra clave. Conocer al público objetivo, sus intereses generales alrededor de una misma temática, y tener en cuenta las intenciones que de ello se desprenden, es fundamental.

La longitud del texto SEO depende del sentido común

La regla actual en cuanto a la redacción de contenidos amigables al posicionamiento web en buscadores, nos dice que debemos escribir textos extensos, de más de 700 palabras mínimo. Sin embargo, si la temática que estamos desarrollando no da para tanto, lo mejor es escribir pocas palabras, a escribir muchas que no tengan sentido.

Evitar el contenido duplicado

Cada pieza de contenido SEO debe ser única en nuestro sitio web, y en Internet. Con sólo no copiar estaremos bien. Aunque, para estar seguros, existen herramientas que ayudan a encontrar similitudes peligrosas , como SemRush o Google Search Console, para detectar contenido duplicado en nuestro propio sitio. Para encontrar contenido duplicado en todo Internet, Copyscape, o buscar tus frases originales en el buscador de Google.

Título y descripción

Seguramente ya existe una gran cantidad de artículos escritos sobre la temática que nos compete, entonces, nuestro objetivo principal es diferenciarnos de los demás, para que el usuario sienta la necesidad de consumir nuestro contenido, y no el del resto. Debemos escribir un título claro que describa lo mejor posible el contenido del artículo. Es muy importante que el título tenga una extensión de 50 a 70 caracteres, para que se lea entero en los resultados de los buscadores. Por otro lado, un título largo puede tener más llegada en las redes sociales, favoreciendo que sea más compartido. Para ello, utilizar la etiqueta title, ya que esta es la que se muestra en los resultados de búsqueda, en la mayoría de los casos, para diferenciar del título real del artículo, que puede ser más largo.cómo escribir artículos seo en córdoba

Por el lado de la descripción, ocurre algo similar. La misma no debe exceder los 150 caracteres y describir rápidamente de qué va nuestro contenido, utilizando la palabra clave principal y creando un llamador a la acción claro. Al igual que con el título, utilizar la etiqueta description para ello. Si trabajas con WordPress u otro CMS, existen plug-ins que te ayudan con esta situación.

Estructura de contenido clara y coherente

El sentido común, si, otra vez lo mismo ;), es la clave al momento de la redacción de contenidos optimizados para SEO, ya que debemos escribir para personas, no para los robots de búsqueda. Eso quedó allá lejos en los inicios del posicionamiento en buscadores. Por lo tanto, la estructura de una pieza de contenido debe ser fácil de leer, rápida de entender, y proveer al usuario de información relevante. El hecho de que una persona se vaya del sitio web sin satisfacer sus necesidades, se toma como porcentaje de rebote, algo que influye de manera negativa en el posicionamiento web, por lo tanto, debemos evitar esta situación.

redacción de texto seo, córdoba, argentina

Estructurar el contenido haciendo uso de las etiquetas H1, H2, H3, H4, H5, H6, etc, es la mejor forma para empezar. Dónde el título debe ser H1, y único en todo el contenido, mientras que la jerarquía de subtítulos y párrafos importantes se deben armar a partir de H2, por orden de importancia. Un ejemplo de uso común es dar a los títulos menores la etiqueta H2, los subtítulos H3, y así sucesivamente.

Cuidar la ortografía y el estilo de redacción

Los contenidos amigables a los buscadores están orientados a personas. Por esa razón, tanto la gramática, como la ortografía, deben ser correctas. Un texto mal escrito tiene menos posibilidades de ser compartido, enlazado o visitado regularmente, siendo estos algunos de los factores del buen posicionamiento SEO.

El uso de negritas es aceptable, sólo para destacar frases de vital importancia para la lectura. No es un factor relevante para el posicionamiento el colocar negritas a las palabras clave.

Utilizar enlaces internos y externos

Con el fin de evitar irnos del tema, si se hace mención a otro tópico de contenido, lo mejor es enlazar hacia los artículos relacionados, en lo posible dentro de nuestro propio sitio web. Por otro lado, una forma de validar el contenido, sobre todo cuando se trata de estadísticas o definiciones concretas, lo mejor es citar una fuente confiable, como Wikipedia, por ejemplo.

Estos son los puntos más importantes a tener en cuenta al momento de pensar cómo optimizar un artículo para SEO. También responde a la pregunta de qué es un artículo o texto SEO. Puedes ampliar sobre este tema visitando nuestra Guía de Creación de Contenido SEO.

Christian Inostrosa

Christian Inostrosa

Estoy en el ámbito del Marketing Digital desde hace más de 10 años. Espero disfruten de este blog, un lugar dónde comparto mi experiencia y aprendizaje sobre el apasionante mundo del SEO, el Ecommerce y todo lo referente al Inbound Marketing.

2 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *